Confirman 6 años de prisión a policía condenado por vejaciones

Un tribunal colegiado confirmó que el policía Jorge Diego Sevilla deberá cumplir 6 años de prisión efectiva por las vejaciones que sufrió un hombre durante una detención.
Fiscalia Nqn
Fiscalia Nqn

Un tribunal colegiado confirmó que el policía Jorge Diego Sevilla deberá cumplir 6 años de prisión efectiva por las vejaciones que sufrió un hombre durante una detención. Así se confirmó en la sentencia de impugnación comunicada ayer, en la que se resolvió que otros policías condenados, Julio Sandoval y Luis Canales, deberán ser sometidos a un nuevo juicio de responsabilidad. 

El Tribunal de Impugnación también decidió sostener la responsabilidad de Sixto Esteban Meza Vitale en el hecho, pero cambió los 3 años de prisión efectiva por la modalidad condicional. 

La intervención del Tribunal de Impugnación fue a partir de planteos de las defensas. En esta instancia, el fiscal Jefe Pablo Vignaroli solicitó que se ratificaran las sentencias de responsabilidad y de pena resueltas tras el juicio, en todos sus términos y respecto de todos los policías condenados. 

Durante el juicio, la fiscalía logró probar que el hecho ocurrió el 9 de febrero de 2019, cerca de las 22:30, cuando los agentes de la policía provincial Sixto Esteban Meza Vitale y Jorge Diego Sevilla encontraron a cuatro personas bebiendo cerveza en una esquina del barrio La Sirena. Uno de los efectivos comenzó a agredirlo dándole patadas en distintas partes del cuerpo. La teoría fiscal consistió en que Meza y Sevilla continuaron golpeando al hombre, lo tiraron al suelo, le pisaron la cabeza y la zona abdominal. Luego lo subieron al móvil, donde los golpes no cesaron, y ya en la sede policial lo ingresaron a un calabozo. Allí, junto a otras personas no identificadas, volvieron a golpearlo. 

Después de un tiempo, la víctima fue trasladada al hospital Bouquet Roldan, donde constataron la gravedad de las lesiones y lo derivaron al hospital regional. 

Tras el juicio, Jorge Diego Sevilla fue declarado responsable por el delito de lesiones graves, agravadas por ser un policía en abuso de sus funciones y en concurso ideal con vejaciones; y se le impuso una pena de 6 años de prisión efectiva, además de 10 años de inhabilitación. Tal como lo solicitó Vignaroli, el tribunal confirmó el fallo en todos sus términos.

Distinto es el caso de Sixto Esteban Meza Vitale, condenado por vejaciones, quien fue condenado a 3 años de prisión efectiva e inhabilitado por el doble de tiempo. En este caso, Impugnación modificó la modalidad de detención, que ahora será de ejecución condicional. 

Respecto de los otros dos policías condenados, el fallo de Impugnación ordena la realización de un nuevo juicio de responsabilidad.

Te puede interesar