Comienza una nueva campaña de monitoreo de ríos

Regionales 09 de noviembre de 2019
Se trata de la décima edición del “Programa de Calidad de Agua de los Ríos Limay y Neuquén -Tramo Inferior- Aguas abajo de la presa Arroyito y del Dique Ing. Ballester”.
WEB-SEGUNDA-Monitoreo-Hídricos-1-3

La subsecretaría de Recursos Hídricos informó que la semana próxima se iniciará la décima campaña del “Programa de Calidad de Agua de los Ríos Limay y Neuquén -Tramo Inferior- Aguas abajo de la presa Arroyito y del Dique Ing. Ballester”. Se trata de una iniciativa que lleva adelante la dirección provincial de Fiscalización Hídrica desde 2015, con una frecuencia estacional.

El objetivo es obtener resultados en forma sistemática e intensiva de la calidad de las aguas de los ríos e identificar mediante parámetros conservativos y asociados a las actividades que se desarrollan en estos tramos, aquellas que pudieran afectar su calidad.

Se destaca que simultáneamente al muestreo en los ríos, se realiza la fiscalización de las plantas de tratamiento de efluentes cloacales, recolectando muestras en las cámaras de registro de salida del efluente tratado previo a su vertido, así como también se realiza el muestreo de canales de desagüe que desembocan en cada uno de los mencionados ríos.

WEB-PRIMERA-Monitoreo-Hídricos-1-1-1068x528

El muestreo embarcado en el río Limay se realiza con la colaboración del cuerpo de Bomberos de la Policía de la Provincia del Neuquén, que provee embarcación, timonel y personal de respaldo, mientras que en el río Neuquén el muestreo embarcado se efectúa en kayak.

Metodología del muestreo

El muestreo se realiza por transectas, compuestas de puntos en márgenes y centro de los ríos, con énfasis en las zonas de vertidos, así como aguas arriba y aguas abajo de los mismos. En total se muestrean 52 transectas, -22 transectas en el río Limay y 30 en el río Neuquén- donde el muestreo se efectúa por tierra y desde embarcación, tanto en las márgenes de los ríos como en el centro, totalizando 145 puntos de muestreo –58 en el río Limay y 87 en el río Neuquén-.

En cada río se muestrean tres transectas denominadas “testigo”, por efectuarse en inicio, centro y fin de cada tramo estudiado con un mayor abanico de determinaciones analíticas, en las que se analizan 28 parámetros de laboratorio en los puntos que las componen y siete parámetros de laboratorio en los puntos de las restantes transectas, denominadas “simples”, además de realizar la medición in situ de nueve parámetros físico-químicos con equipos portátiles en todos los puntos de ambos tipos de transectas.

Te puede interesar