Finalizaron las colonias de verano gratuitas en la ciudad de Neuquén

Locales 22 de febrero de 2021
La pandemia no frenó las posibilidades a 1.400 niños y niñas, adolescentes y jóvenes de jugar y disfrutar el verano a través de las colonias de vacaciones municipales.
Colonias nqn

La pandemia no frenó las posibilidades a 1.400 niños y niñas, adolescentes y jóvenes de jugar y disfrutar el verano a través de las colonias de vacaciones municipales que transformadas en unidades culturales y deportivas gratuitas se multiplicaron en 40 sectores diferentes de la ciudad.

Son espacios que se moldearon a la nueva normalidad con lineamientos estrictos y grupos reducidos de integrantes, quienes en estos dos meses llevaron puestos sus barbijos y eso no impidió que socializaran, hablaran, realizaran actividades e intercambiaran experiencias después de casi un año de confinamiento.

“Hemos formado un equipo y podido cerrar un año difícil, un año nuevo, con la seguridad de que lo que planteó el intendente Mariano Gaido de brindar un contexto nuevo y seguro ha sido un éxito y ese éxito lo reflejan los chicos”, manifestó el secretario de Cultura, Deportes y Actividad Física, Mauricio Serenelli.

Una abuela, Yolanda Flores, que llevó a su nieto y de paso a otros chicas y chicos del barrio La Sirena, donde vive, a la unidad cultural y deportiva de AFUVEN, contó que al principio tomaron con cuidado la propuesta. Pero en el final “estamos felices de verlos tan contentos, estoy eternamente agradecida a los profes y a todos los que trabajaron en las colonias, son un equipazo, fue un trabajo precioso”.

Una de las premisas del trabajo fue respetar el distanciamiento social y las pautas sanitarias establecidas entre los grupos rotativos que funcionaron como “burbujas”, cada una con un responsable a cargo. Las áreas cultural y deportiva trabajaron coordinadas planificando las actividades para que resultaran atractivas a las edades.

“Trabajamos mucho para que las 40 unidades tuvieran no éxito por la cantidad de chicos participantes sino por que estén contentos, los padres también estén contentos, que vean que se los cuidó y que es posible trabajar juntos en pandemia con todos los cuidados”, aseguró Serenelli.

Un equipo de 214 personas entre profesores, auxiliares pedagógicos, capacitadores culturales, de servicios y de limpieza hicieron lo necesario para cumplir la meta.

“El jueves tuvimos el cierre de las unidades culturales y deportivas para personas con discapacidad con el acompañamiento de la familia desde el día uno y con la impronta –anticipó- de que estas actividades las podamos repetir durante el año, es decir, que nos podamos encontrar en los diferentes barrios una vez al mes con actividades culturales y deportivas para todos y no sea tan largo el reencuentro”.

Las actividades de verano estuvieron atravesadas por lo cultural, y al decir de la subsecretaria de Cultura, Silvia Labrin, “la recepción fue muy buena” e incluso superó las expectativas iniciales: “Logramos que los niños y niñas se acerquen a disciplinas diferentes como el tango y la danza a través del juego, había chicos que nunca habían escuchado un tango, no sabían qué era. Hemos estado con teatro, con actividades recreativas de manualidades y realmente todo funcionó muy bien”.

Las unidades se distribuyeron entre clubes privados, centros deportivos comunitarios y en comisiones vecinales, de las cuales 30 fueron para los peques, 10 para adolescentes y jóvenes, y 2  para personas con discapacidad, las cuales funcionaron en el Club Alta Barda y en Neu.De.Dis sin límite de edad.

Te puede interesar