Instalan sensores en distintos puntos de la ciudad de Neuquén para conocer los parámetros medioambientales

Elo Municipio puso en marcha el proyecto “Red de monitoreo ambiental para una ciudad Inteligente y sostenible” a través de la incorporación de sensores que miden parámetros ambientales de temperatura y humedad, de intensidad de rayos UV, de calidad del agua y de aire.
sensores

La Municipalidad de Neuquén puso en marcha el proyecto “Red de monitoreo ambiental para una ciudad Inteligente y sostenible” a través de la incorporación de sensores que miden parámetros ambientales de temperatura y humedad, de intensidad de rayos UV, de calidad del agua y de aire.

Así lo informó el subsecretario de Medioambiente y Protección Ciudadana, Francisco Baggio, quien destacó que esto “es compromiso ambiental. Es una propuesta que trabajamos en conjunto con la secretaría de Modernización que tiene a cargo Javier Labrín y el área de Medioambiente”.

“Somos uno de los pocos municipios del país que tiene esta tecnología a disposición”, resaltó Baggio y señaló que con este proyecto el intendente Mariano Gaido tiene el objetivo de saber cuáles son los parámetros de agua, suelo, aire “para planificar la ciudad”.

Recalcó que este sistema es de vital importancia para el cuidado del medioambiente porque permite monitorear “y conocer cuál es el punto cero del aire, del agua, del suelo y de otras variables que tiene la ciudad de Neuquén”.

“Hay algunas cuestiones como las precipitaciones, la temperatura, la humedad que organismos diversos de la zona han medido durante años pero parámetros de calidad de aire no tenemos y sobre todo no tenemos historial, entonces tenemos que empezar desde un punto cero”, explicó el funcionario.

Informó que este sistema formará parte de una red que funcionará en la ciudad, y dijo que “sirve para pensar en este nuevo concepto de las islas de calor, que en el caso de nuestra ciudad tiene algunas y son producto fundamentalmente del cemento, de las construcciones, de  la infraestructura, del  asfalto”.

Indicó que esto es así porque “el asfalto absorbe el calor durante el día y la tarde y lo entrega durante la noche generando una condición climática específica de elevación de la temperatura”. “Las islas de calor son un problema y debemos saber cómo adaptarnos a ese problema para tener una ciudad sustentable”, insistió Baggio.

Planteó que con estos datos se podrá saber, por ejemplo, qué especies arbóreas plantar y dónde para contrarrestar esas islas de calor al tiempo que mencionó que los datos serán públicos a organismos de carácter local, regional, nacional, científico y empresarial.

En cuanto a los puntos de ubicación de los sensores, indicó que en esta primera etapa el de calidad de aire fue instalado en el centro, sobre Avenida Argentina;  otro, arriba y debajo de dos balnearios para  medir la calidad de las aguas de uso recreativo; los de medición de rayos UV se encuentran en Parque Norte y en el balneario Río Grande; y los de temperatura y humedad en la Municipalidad del Centro y en la Municipalidad del Oeste.

Por su parte, el subsecretario de Innovación, Nahuel Cortez, aclaró que esta es una primera etapa de los 10 sensores que están proyectados poner en distintos lugares de Neuquén.

“Trabajamos en conjunto con el área de Medioambiente para que los datos sean analizados por los expertos y tengamos información para tomar buenas decisiones para la ciudadanía”, agregó.

También contó que están colaborando con la iniciativa el área de Recursos Hídricos del EPAS y la Universidad Nacional del Comahue.

Esta propuesta tiene como objetivo “transformar a Neuquén en una ciudad inteligente y poder censar a la ciudad en muchas variables y a partir de esa información llevar adelante políticas públicas para que se beneficien todos vecinos y vecinas”, sentenció el funcionario.

Por último, indicó que los sensores transmiten la información vía internet y que miden CO2, partículas 10 y 2,5 ug/m3, la temperatura y la humedad.

Te puede interesar