14° Encuentro Provincial de Grupos Terapéuticos de Mujeres en Situación de Violencia

Regionales 24 de noviembre de 2019
Se realizó este viernes en Junín de los Andes.
Grupos Terapéuticos

En el marco del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer −instituido el 25 de noviembre−, se realizó ayer el 14° Encuentro Provincial de Grupos Terapéuticos de Mujeres en Situación de Violencia, organizado por la Red de Dispositivos de Atención a la Violencia Familiar y de Género, del Sistema de Salud Público. El encuentro se llevó a cabo en el salón de usos múltiples (SUM) del hospital de Junín de los Andes, de 8.30 a 16.

El principal objetivo de este día es sensibilizar a la población sobre uno de los problemas a los que se enfrentan miles de mujeres y niñas. En este marco, para crear conciencia sobre las violencias hacia las mujeres, desde las áreas de competencia en la materia, en la provincia se propone el mes naranja, considerando que la problemática de las violencias contra las mujeres es un fenómeno social que trasciende las entidades individuales o personales y no se limita a una cultura, región o país, ni a ciertos grupos de la sociedad.

Es considerada una violación de los derechos humanos y un importante obstáculo para la igualdad de oportunidades. La violencia impide que una importante cantidad de mujeres goce de sus derechos, de la igualdad y el desarrollo. Es un problema grave, cuyo abordaje implica importantes transformaciones, institucionales, sociales y culturales, que para concretarse necesitan de toda la sociedad.

La ministra de Salud, Andrea Peve, dijo que es muy importante “poder acompañar y trabajar con la Red, ya que lo hace desde hace 14 años y queremos saber cómo seguir acompañando y trabajando juntas, ya que podemos ver la fortaleza de las mujeres entre sí, y ver cuáles son las dificultades, porque todas hemos sufrido violencia de género, aunque seguramente algunas han sido con más sufrimiento que otras”.

“Vamos a seguir fortaleciendo todos los dispositivos y vamos a ir viendo juntas los problemas y las necesidades que tengan. Como ministra de Salud, yo asumo el compromiso de poder trabajar junto a ustedes”, dijo Peve.

Al encuentro asistieron las mujeres que se atienden en los dispositivos de mujeres que forman parte de la Red, tanto de Neuquén −de los distintos dispositivos de trabajo que hay en los centros de salud y hospitales−, como de Chos Malal, Mariano Moreno, Zapala, Piedra del Águila y de la zona rural de Junín de los Andes.

Además, hubo una obra de teatro, conversatorio, expresión musical, autocuidado y buen trato, y se trabajó en recuperar el propio registro del cuerpo, las sensaciones y el placer.

En cada encuentro provincial se exponen los trabajos que realizan los espacios terapéuticos grupales. En esta oportunidad el objetivo del encuentro es mostrar experiencias de autonomía económica, básicamente que se muestran las estrategias cooperativas o de subsistencia que deben realizar las mujeres cuando salen de la situación de violencia, porque es uno de los mayores obstáculos con las que se encuentran las mujeres que viven violencia familiar/género.

Este día se conmemora el asesinato de las hermanas Mirabal, tres activistas políticas asesinadas el 25 de noviembre de 1960 en la República Dominicana, y la Declaración sobre la eliminación de la violencia contra la mujer emitida por la Asamblea General de la ONU en 1993, define la violencia contra la mujer como “todo acto de violencia que tenga o pueda tener como resultado un daño o sufrimiento físico, sexual o psicológico para la mujer, así como las amenazas de tales actos, la coacción o la privación arbitraria de la libertad, tanto si se producen en la vida pública como en la vida privada”.

Cómo trabaja la Red

La Red es un espacio conformado por agentes de salud que trabajan en los diferentes niveles de atención en el ámbito de la salud pública y enmarcada en las leyes provinciales N°2302 de Protección Integral de la Niñez y Adolescencia; la Ley N°2.785 de Régimen de Protección Integral para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia Familiar; y la Ley N°2786 de Protección Integral para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia contra las Mujeres.

La Red es un espacio horizontal, colectivo, participativo y tiene por objetivo crear, consolidar y fortalecer los equipos interdisciplinarios que trabajan en el abordaje de las situaciones de violencia familiar.

Para el abordaje de la violencia se trabaja con el protocolo de actuación, documento que se elaboró y fue aprobado en el 2015 por Resolución Ministerial Nº 2013/15. Este protocolo promueve el trabajo interdisciplinario como metodología de intervención, a fin de abordar de una manera integral la problemática de la violencia.

Durante el 2019 la Red completó la formación en el Protocolo de todos los equipos interdisciplinarios que trabajan con personas que atraviesan situaciones de violencia.

El abordaje de casos se desarrolla en consultorios individuales y dispositivos grupales. En los consultorios individuales, por lo general, se trabaja con duplas de

Profesionales (psicólogos y psicólogas, trabajadores y trabajadoras sociales. En los diferentes dispositivos se cuenta con sistema de turnos protegidos.

Los objetivos de las intervenciones son: brindar apoyo; reducir la angustia y el desorden psíquico que se genera a partir de un hecho de violencia; reducir el peligro de muerte; vincular a la persona que sufre violencia con otros recursos de apoyo (equipo interdisciplinario, Juzgado, Policía y otros); realizar técnicas de primeros auxilios emocionales.

Se continúa promoviendo la creación de dispositivos de abordaje de varones, a efectos de trabajar y modificar los patrones socioculturales que promueven la inequidad de género y en consecuencia las diferentes formas de maltrato (Ley Nacional N° 26485).

En los dispositivos individuales y grupales de mujeres se reciben personas que sufren violencia, derivadas por oficios judiciales, situaciones de guardia, por demanda espontánea y/o derivación de otros profesionales. En los espacios se proponen encuentros donde se trabajan, en un primer momento, todos los aspectos generales tales como los tipos de violencia, el ciclo de la violencia, situaciones que tienen que ver con la autoestima y la historia de vida. También se abordan la sexualidad, el deseo, la afectividad, el registro de las emociones en el cuerpo. Si las personas quieren y lo requieren realizan espacios terapéuticos individuales con psicólogas/os.

También se promueven talleres en la comunidad sobre violencia en el noviazgo, entre otras acciones. Es importante destacar que el contacto con estos dispositivos permite la articulación con otras instituciones en aspectos que no hacen a la salud de la persona bajo intervención.

En los dispositivos individuales y grupales de atención a varones se aborda la

población de varones judicializados o que llegan por demanda espontánea, probation, y/o captados por guardia y/o derivación de otros profesionales, con el fin de generar un espacio de abordaje psicoeducativo para la desaprensión de la conducta violenta y problematizar la construcción de la masculinidad.

En los dispositivos se cuenta generalmente con dos espacios: un consultorio individual donde se realiza el proceso de admisión y se trabajan aspectos personales, como el hecho ocurrido que da lugar a la denuncia; historia de vida; medidas cautelares; tríada de la violencia; aspectos vinculados al ejercicio de la parentalidad; etc.

Luego, si la persona presenta características de agrupabilidad, se la suma a un Taller de Masculinidades, de modalidad grupal. En dicho espacio se abordan aspectos más generales, trabajando las diferentes masculinidades; los mandatos; el ciclo de la violencia; las consecuencias del ejercicio de la conducta violenta sobre ellos mismos, sobre las mujeres, los niños, las niñas y los otros varones.

Desde que se han habilitado este tipo de dispositivos, se incrementó en forma notable la asistencia de varones a espacios de salud, incorporando una perspectiva de género en salud y en la intervención con las violencias.

Efectores del sistema

● Dispositivo grupal de mujeres y dispositivo grupal de hombres: Hospital Centenario (Zona 1); Hospital Mariano Moreno; Hospital de Aluminé; Centro de Salud de Caviahue; Centro de Salud de Villa Pehuenia; Hospital de Chos Malal (Zona III); Hospital de San Martín de los Andes (Zona IV); Hospital de Villa La Angostura; Hospital de Rincón de los Sauces (Zona V).

● Dispositivo grupal de mujeres: Hospital Andacollo; Hospital de Cutral Có; Hospital Heller (Zona Metro).

● Dispositivo grupal de mujeres y taller de niños/as: Centro de Salud Villa Florencia; Centro de Salud Nueva Esperanza; Centro de Salud San Lorenzo Norte y Sur; Centro de Salud Almafuerte; Centro de Salud Bouquet Roldán.

● Dispositivo grupal de mujeres y equipo específico con dos niveles de abordaje:

Hospital Zapala.

● Talleres de género para mujeres: servicio de Salud Mental, Hospital Bajada del Agrio.

● Ronda de mujeres y Grupo de masculinidades.

Te puede interesar